Buscador de Noticias LC en el Blog!

domingo, 29 de noviembre de 2009

¡¡Pop´n Music!! Pegasus Fantasy y Soldier Dream

Versión actual:




Versión antigua:


Reseña Tomo 07

Bien, comencemos. Aldebarán está muerto y Tenma se siente culpable por él y por todo lo que pasa. La verdad que este Pegaso nos salió diferente. Se deja llevar por sus sentimientos hasta el extremo, ya sea por depresión o por ira... Todavía no tiene un control sobre ellos, le falta un punto de equilibrio...


Manigoldo es genial pero el entra con fuerza en el siguiente Tomo asi que no hablaré de él por el momento.   Qué no deja este Tomo? Nos deja la traición de Pandora hacia Hades, a los hermanos Hakurei y Sage y a los dioses gemelos tomando el control del ejército enemigo. Pandora se convierte en un peón... la degradan de ser el brazo derecho de Hades a ser una sirviente de los Thanatos e Hypnos... Lamentablemente, los gemelos tenían razón porque antes que todo necesitaban deshacerse del "humano" Alone.


La pelea de los viejos es muy divertida. Los únicos sobrevivientes de la anterior Guerra Santa, los caballeros de Cáncer y del Altar. Uno a favor de encerrar a Tenma, el otro de dejarlo hacer lo que quiera XD. Pero ambos unidos con un sólo fin... derrotar a los dioses gemelos.


El bosque de la muerte... es interesante esa parte de la historia, sobre todo porque le dan bastante protagonismo a Yato y a Yuzuriha. Les dedican un capítul a cada uno. Muertos y espectros... Tenma y los niños del orfanato.... Shiori se las ingenio para que todo coincidiera y quien mejor, ¡que Manigoldo para entrar al Bosque de la Muerte para limpiar la casa! Es uno de los Tomos más flojos para muchos por la falta de acción pero ya saben... no todo puede ser pelea. Me gusta LC porque hay bastante trama y, cuando llega la hora de luchar, las luchas son sencillamente increíbles. Bueno Tomo, con más bla bla bla que acción, lo sé... pero super interesante por todos los aspectos que toque más arriba. Además, si quieren un plato caliente, primero tienen que calentar la olla XD


Lost Canvas Resumen 60, La reina de las moscas

60.- LA REINA DE LAS MOSCAS


El aura de Pegaso comienza a crecer, la furia que lleva consigo lo está ayudando a arder su cosmos al máximo. Su mirada se clava en la extraña mujer y con tremenda agresividad le jura que ¡se las va a pagar! Pegasus Ryu Sei Ken sale disparado a gran velocidad pero los meteoros han sido detenidos ni bien salieron y han rebotado hacia Tenma que ha caído de cara, quebrando el piso de cemento debajo de él. Desde el suelo, levanta la mirada para ver qué fue lo que pasó y se da con la espantosa escena de un enorme enjambre de moscas alrededor de la mujer. La cantidad es enorme, los pequeños bichos alados parecieran multiplicarse en al aire y han formado una especie de protección. Ella lo mira con serenidad, se siente protegida, intocable y le dice que es una pena para él pero sus ataques no surten efecto gracias a sus adorables niñas. Sin más rodeos, procede a presentarse como la persona a quien el señor Thanatos confió el bosque de la muerte, ella es: Verónica de Cadáver de la estrella celeste del estudio, y que no se le olvide. Su mirada ha cambiado un poco, su expresión parece la de una psicópata que calcula bien como aniquilar a su víctima, la gran estrella del dios de la muerte ha vuelto a aparecer en su frente y allí se ha quedado, relamiéndose los labios le dice que muy pronto morirá. Verónica abre grande su boca y de ella comienzan a salir innumerables moscas que se juntan al enorme enjambre que casi ha llenado la habitación. Tenma retrocede asustado pero algunas de ellas ya se encuentran sobre él desgarrando y comiéndose su piel. La cantidad de moscas es demasiada, por más que intenta alejarlas, siguen llegando más y más. El espectro se ríe a carcajadas, le comenta que sus niñas terminarán de comerle la piel hasta que sólo quede su cadáver.

El ataque de las moscas es incesante y Tenma no sabe cómo detenerlas pero justo en el momento que ellas se habían reunido para atacarlo de frente, la ventana detrás de él ha explotado en mil pedazos. Una estola bastante larga ha penetrado en la habitación por la ventana rota y ha ahuyentado a todas las moscas. Yato y Yuzuriha hacen una entrada triunfal y justo a tiempo para colocarse a ambos costados de Pegaso. Este los mira gratamente sorprendido, contento de que estén a salvo, Yato lo mira con una mueca y le contesta que están bien a diferencia de él que al parecer nunca parece estar a salvo. Los recién llegados se dan la vuelta y observan con atención a Verónica, hay algo que les llama la atención, algo familiar… el mismo cosmos que los engaño momentos antes, la persona que está detrás de todas esas farsas y de ese extraño bosque.

Verónica se tapa la boca con la manga de su vestido, el olor que desprenden los vivos le repugna, le repugna la presencia de ellos allí al igual que sus cálidas vidas, su sudor, su sangre caliente y sus alientos. El asco la lleva a hacer una mueca y le grita que son unos sucios y que los odia. EL trío se ha quedado pasmado, sobre todo Tenma y Yato que ponen unas caras entre sorprendidos y tontos. El cosmos de Verónica se multiplica por un segundo y llena las estancia con una brillante luz, segundos después, el trío ha recibido el tremendo ataque y han caído aparatosamente al suelo rompiendo todo a su alrededor. La mujer se detiene a observarlos pensativa, aunque le hayan confiado especialmente esa misión, no es de su agrado realizar ese trabajo, ¡le desagrada! Odia tan sólo pensar en tocarlos, a ellos, los vivos. Tenma se reincorpora y la mira molesto, su cuerpo esta tenso y quiere atacar pero esta vez ha decidido esperar un poco. Yato se pone de pie de un salto cuando una mano sale de debajo de la tierra a su costado. Numerosos cadáveres comienzan a aparecer de todas partes, zombis llamados del otro mundo, cuerpos sin vida siendo manipulados por un enorme cosmos. Verónica los presenta como sus obedientes criaturas que se encargarán de hacer ese sucio trabajo por ella.

El trío ha retrocedido hasta salir de la casa por un enorme agujero en la pared después de uno de los ataques anteriores. Ya afuera, el panorama parece no mejorar, los zombis parecieran haberse multiplicado y ahora los rodean. Son más de cuarenta ahora, seres que no sienten el dolor y están dispuestos a atacar sin importarles lo que les pase, dirigidos por su señora que los manipula, algunos metros más atrás. Verónica les dice a sus sirvientes que se diviertan y estos empiezan a avanzar. El trío está en posición de defensa, Yato sonríe temeroso, Yuzuriha guarda una actitud seria y Tenma está dispuesto a defenderse pero la duda lo ha invadido y no logra moverse. El ataque ha comenzado y todos los zombis se juntan y están a un paso de llegar donde sus víctimas.

De repente, para el sombro de todos, una silueta dorada aparece en el techo de la casa y levantando un dedo hace que una luz blanca tenue salga y atraviese a todos los cadáveres. Estos caen al piso, sin vida, inmóviles y derrotados. Verónica los mira con asombro, ha podido sentir las almas contenidas en los cadáveres alejarse y desaparecer… y se pregunta quién esa persona que ha llegado. Manigoldo la ve y sonríe con mofa, le comenta con tono burlón que lamenta decepcionarla pero sus amadas muñecas se han reintegrado al inframundo gracias a su Sekishiki Meikaiha; también conocido como las ondas infernales, técnica con la cual es capaz de separar el alma de cualquier ser vivo en este caso los zombis y enviarlas al otro mundo, más específicamente: al puente de las almas donde se encuentra la colina de Yomotsu. Tenma lo ve y asombrado le dice que no esperaba verlo allí. Manigoldo lo calla, lo trata de chiquillo de bronce y le dice que debe llamarlo ´´señor´´, a menos que quiera que lo encierre de nuevo. Frotándose la boca con su pulgar le dice además que alguien tan débil como él ¡no está calificado para estar hablando de venganza!


Final del Tomo 07

sábado, 28 de noviembre de 2009

viernes, 27 de noviembre de 2009

Shiori... Foto y iVideo!

Desde hace mucho tiempo, los fans de The Lost Canvas hemos querido conocer a la autora de la nueva serie de Saint Seiya. Ahora, por fin, tenemos una foto de ella y un video, que aunque está en japones, se pueden apreciar a algunos de los actores de voz y a la misma Shiori. Acá les dejó todo:





Lost Canvas Resumen 59, Manipulador de marionetas

59.- MANIPULADOR DE MARIONETAS


Tenma se agarra el cuello, el mordisco de la niña le ha producido una pequeña herida que ha comenzado a sangrar. Atónito, los observa cambiar de apariencia hasta convertirse en una especie de zombis que se dirigen a atacarlo. La confusión lo invade, por un momento cree que está a la mitad de un sueño, después regresa en sí y retrocede. Son ellos, los mismos niños que murieron de la mano de Alone, sus amigos de infancia. Y no los puede atacar, no puede utizar su golpe contra unos infantes.

Los chiquillos lo atacan con sus dientes afilados y Tenma intenta esquivarlos sin hacerles daño. El resultado: la vincha de su armadura ha caído en el piso y su cara está llena de heridas. No puede, simplemente no puede atacarlos, todavía los recuerda bien, son los mismos chicos con los que jugaba cuando era niño… Los ataques se detienen, Pegaso ha sido obligado a retroceder hasta llegar a la casa que se encontraba cerca de allí y de donde aparentemente los niños salieron. Acorralado, se apoya contra la pared esperando el siguiente ataque cuando del interior escucha una melodía de órgano y la voz de una mujer cantando: ´´El señor es mi Pastor. Nada me faltará. En lugares de verdes pastos me hace descansar.´´ Tenma voltea incrédulo y se pregunta quién podría estar tocando tan tranquilamente en un momento como ese. ´´El señor restaura mi alma. Y me guía por senderos de justicia por amor a su nombre´´ La tonada lo ha distraído y los chicos se disponen a atacarlo de nuevo. Para escapar, ha roto la ventana detrás suyo con su codo y ha penetrado en la pequeña casa de un brinco. Lo que ve al interior lo deja paralizado, una gran órgano se encuentra al fondo de la pieza y una figura misteriosa está tocándolo sin preocupaciones, a su costado en la pared, un enorme retrato de Alone, aún con sus cabellos rubios, flotando en el aire y con tres pares de alas en su espalda. ´´Aunque pase por el valle de sombra de muerte, no temeré al mal. Porque el señor está conmigo, su vara y su cayado me infunden de aliento´´ La mujer se detiene y se da media vuelta, al ver al recién llegado le pregunta si está complacido por haberse reunido con las personas que ama. Los niños comienzan a entrar a la casa por la ventana rota y a acercase lentamente hacia Pegaso que se encuentra distraído. Este no les presta atención, sólo tiene ojos para la extraña mujer frente a él, está vez la desconfianza lo ha puesto serio y con firmeza le pregunta quién es.




Uno de los niños ha abierto la puerta, los tres han entrado en la casa. Están débiles, uno de ellos cae al piso y llama a Tenma con voz suplicante, pidiéndole perdón. Este corre preocupado hacia la niña para ayudarla, al parecer ella ha vuelto en sí al igual que sus compañeros. La mujer al fondo de la pieza los mira despreocupada y luego voltea recordando que no debe dejar de tocar el órgano. Al escuchar la música, los tres infantes se toman la cabeza y gritan de dolor, la siniestra melodía los ha hipnotizado. Sus mentes están siendo manipuladas y nuevamente se han tornado agresivos. La niña no ha podido contenerse más y saltando hacia Tenma para morderlo causándole una herida en el costado. La herida no ha sido profunda pero un poco de sangre ha manchado su ropa. Este está molesto, lleno de rabia, pero no hacia la niña si no hacia la mujer: la manipuladora, que los controla como si fueran marionetas. Pegaso le ha dicho que es una sucia y que libere a esos pobre niños. Ella se exalta, le responde que no quiere hacerlo porque le costó mucho trabajo poder traerlos desde el Inframundo, además, deben servirles para algo útil después de todo. No estaría bien dejarlos en libertad sólo para que terminen pudriéndose dentro del bosque. La ira contenida que tenía Tenma explota. Su rostro se desfigura por la cólera y la indignación que las palabras que le acaba de decir la mujer. Sus emocionas le ganan una vez más la batalla y se lanza en dirección a ella para atacarla pero los tres niños se ponen delante de él para bloquearles el paso. El órgano comienza a emitir una tonada más rápida que incita a sus sirvientes a atacar. La mujer le dice a Pegaso que es un niño idiota que ofrecerá su carne y huesos antes de poder llegar hasta ella. ´´Por mí, tú prepararás un banquete en presencia de mis enemigos´´.

Los niños se han abalanzado encima de Tenma, este se encuentra prisionero por sus pequeños brazos. Los zombis lo han sujetado fuertemente inmovilizándolo y bloqueándole el paso. Pegaso sólo tiene ojos para el extraño y siniestro órgano porque sabe que si lo destruye, los niños volverán en sí. La mujer se ha dado cuenta de sus planes y le indica que si algo le pasara a ese órgano, las almas de esos niños regresarán al Inframundo y no volverán a ser nada más que cadáveres. ´´Has ungido mi cabeza con aceite. Mi copa está rebosando´´. Tenma lo ha entendido, sabe bien lo que sucederá pero no se detiene en su ataque, sabe que los niños morirán nuevamente pero al menos… ¡ya no sufrirán! ¡Ya no llorarán!

Es demasiado tarde para detenerse, Tenma les pide disculpas a los niños por haber sido tan tonto, fue por ellos que se volvió implacable y ahora sólo tiene una manera de devolverles el favor. Los meteoros se unen en un solo golpe y Pegasus Suiseiken se estrella contra el órgano destruyéndolo por completo. El gran cometa ha arrasado con parte del lugar, la mujer no ha intentado esquivar el ataque y ha desaparecido con un brillo de luz. La destrucción ha terminado, Tenma observa a sus amigos y les dice que otra vez no pudo protegerlos… Los niños corren hacia él con una gran sonrisa de lado a lado y lo abrazan con mucho cariño, la niña le dice que lo que hizo fue sorprendente y que pudo sentir el universo del que tanto hablaba tiempo atrás. El segundo niño le dice que están orgullosos porque se convirtió en caballero. Todos lo quieren tocar, abrazar, sentir el calor de su cuerpo un momento más. El tercer niño le dice que siga adelante porque seguramente Alone lo está esperando. Tenma los mira por última vez mientras ellos desaparecen convirtiéndose en polvo para reintegrarse al mundo de los muertos de donde salieron manipulados por esa extraña mujer. Ella lo está esperando a pocos metros de distancia. Tenma está furioso, los niños ya no están y nunca más podrá volver a verlos. Mirándola con odio le jura que lo que acaba de hacer, ¡se lo pagará!

Próximo capítulo: 60.- La reina de las moscas

Lost Canvas Resumen 58, ¡No escaparé!

58.- ¡NO ESCAPARÉ!

Yato corre desesperadamente a través del bosque con un sentimiento de angustia. No entiende cómo es que los tres se separaron en ese espeluznante bosque, se pregunta si sus amigos se encontrarán a salvo… pero antes él tiene que ponerse a salvo. Una enorme cantidad de moscas han aparecido cerca de él y se han juntado para atacarlo, este corre con todas sus fuerzas para esquivarlas y huir del lugar cuando da un paso en falso, resbala y cae a través de un agujero en el piso. Unos metros por debajo de la tierra, Yato se soba la cabeza por el golpe que se acaba de dar y voltea para ubicarse. El lugar donde ha caído en frío y oscuro, lleno de esqueletos por doquier. Sin querer ha caído por un agujero que es la entrada de un túnel donde a lo lejos ve un enorme insecto varias veces más grande que él, como un gusano pero con antenas y delgadas patas a sus lados. Cerca a la enorme criatura, innumerables huesos se dejan ver, al parecer seres humanos que en algún momento fueron su alimento. Yato lo mira con curiosidad, nunca había visto un insecto tan grande y piensa que seguramente se está alimentando con la carne de los cadáveres de las personas que vivieron en la aldea de Tenma. Al parecer el monstruo no lo ha visto y este decide no llamar la atención porque eso no es un juego, teniendo cuidado trata de evitar que lo vean y se aleja sigilosamente. De repente el gigantesco insecto lo mira y le dice que no puede creer que aún quede uno con vida.

Yato preocupado voltea pare hacerle frente, no entiende como ese bicho es capaz de hablar pero no se detiene a preocuparse por ello. El enorme insecto lleva una gran estrella roja en la frente, la marca de los dioses gemelos y está feliz al ver a la armadura de Yato porque con él serán tres los caballeros que devorará ese día. A su costado los cuerpos de Tenma y Yuzuriha yacen sin vida, ambos con graves heridas y sangrando pero con los ojos en blanco y unos corazones que no laten más. El pánico le llena la cara, la escena frente a él es horrible, insoportable, cerrando con fuerza sus puños, se lanza al ataque con tremendo golpe. El insecto se burla y le pregunta si acaso eso fue su ataque porque fue demasiado débil y que es una insolencia atreverse a entrar en ese bosque con tan poco poder. Sin detenerse a dar más explicaciones procede a devolverle la gracia y se lanza con una embestida que saca volando a Yato para luego caer y ser recibido por numerosos golpes de las patas del insecto que para terminar, lo agarra del cuello con una de sus pinzas para estrangularlo y terminar con él. Yato ha sido derrotado aparentemente y mirando su cuerpo no puede creer que le haya causado tanto daño; además está Tenma, el muy idiota se dejó matar sabiendo lo importante que es para todos y por último la tonta de Yuzuriha… pero y él… ¿para qué es útil? El insecto se burla y le pregunta si ya se rindió, que ni siquiera vale la pena devorar su cadáver y es mejor que los cobardes desaparezcan de su vista. Dicho y hecho, ha liberado a su presa y lo deja caer en el suelo no si antes decirle que antes de dejarlo partir tendrá que renunciar a su armadura porque desde ahora ha dejado de ser un guerrero para pasar a ser alguien inservible.

Numerosos recuerdos atraviesan la mente de Yato, como cuando ayudó a salvar la vida de Tenma del infierno o cuando Yuzuriha entregó de su sangre para resucitar su armadura de bronce. Todos esos momentos vividos, todas esas promesas lo hacen ponerse en pie porque él es un guerrero y no piensa entregarle su armadura sagrada bajo ningún motivo y bajo ninguna circunstancia. Su cosmos se enciende y le dice que hace mal en subestimarlo porque aunque no tenga una misión especial como Tenma ni tampoco posea el poder de un caballero dorado… ¡Es un honor poder pelear para mantener el bienestar de sus amigos! Su grito se deja escuchar por todo el lugar, su espíritu combativo le ha regresado y está dispuesto a encender su vida y a triunfar por sus amigos, para vengarlos de esa criatura. Sin titubear un instante más, arremete contra el insecto como si fuera un unicornio embistiendo con su cuerno mágico contra a un demonio pero el insecto reacciona y lo ataca a su turno con sus enormes patas. Yato se protege con los brazos y cae al piso arrodillado sin desprenderle la mirada. El aura del Unicornio lo envuelve y le dice a su enemigo que él ¡no escapará! Y salta en el aire para caer con un tremendo ataque justo en la frente del insecto. Unicorn Gallop ha surtido efecto y la estrella maligna que tenía grabada el monstruo ha desaparecido, cayendo este con un ruido sordo, muerto en el piso.




Una luz ha salido del interior del insecto que ha comenzado a desintegrarse hasta desaparecer. Yato reacciona después de su ataque y mira con asombro que se terminó la contienda y obtuvo la victoria, ganó por Tenma y Yuzuriha… que después de todo logró vengarlos. Los huesos y los cuerpos de sus amigos también han desaparecido para su asombro, no queda nada en ese lugar más que él. No entiende nada de lo que ha pasado y cierra los ojos con algunas lágrimas que le caen. De repente una voz detrás suyo lo sorprende y la verdadera Yuzuriha aparece para su sorpresa, preguntándole qué es lo que hace en un lugar como ese y que lo ha estado buscando dese hace rato. Yato la mira incrédulo, las lágrimas comienzan a salirle de nuevo y para no pasar vergüenza se lleva el brazo a la cara para ocultarse. Acercándose le dice que está muy feliz que siga con vida y ella lo mira confundida. Le pregunta por qué llora y luego comienza a caminar en otra dirección. Ambos amigos se alejan del lugar a toda prisa, ahora sólo les queda encontrar a Tenma.

Próximo capítulo: 59.- Manipulador de marionetas

Caratula DVD 04


jueves, 26 de noviembre de 2009

Avances Ovas 7 y 8

El avance de la semana pasada con melodía:

Video Promocional (bajo su propio riesgo XD):

Myth Cloth 2008 parte 3 (Seiya oro, Mime, Scylla)

Marzo 2008 Seiya 3ra armadura bañada en oro:









Abril 2008 Mime dios guerrero de Eta:



Mayo 2008 Eo de Scylla: